Este sitio web utiliza cookies para mejorar la experiencia del usuario. Estas cookies no almacenan información personal de los usuarios.

La flora en Alcanada: el laurel

De la mano de Daniel Beltrán, jardinero del Club de Golf Alcanada, os vamos a ir mostrando la diversidad de plantas que se pueden ver en el club.

Para este primer artículo hemos elegido el laurel o “Laurus nobilis”, un árbol perennifolio de hojas lanceoladas, coriáceas y aromáticas de color verde oscuro, que pertenece a la familia de las lauráceas.

El laurel es originario del área mediterránea, donde crece silvestre. Con multitud de propiedades tanto medicinales como culinarias.

Estos maravillosos ejemplares presiden la subida del restaurante, siendo toda una experiencia visual, y dándole un toque de elegancia y distinción a la escalera.

CURIOSIDADES

En la antigüedad clásica (Grecia y Roma) las coronas de laurel trenzado eran símbolo de victoria y gloria y se usaban para recompensar los méritos de guerra, deporte, etc. En la actualidad se emplean para hacer coronas de difuntos.

Además el laurel tiene grandes propiedades y usos para especias diferentes para la cocina. Con él se consigue darle sabor y un agradable aroma a gran cantidad de platos diferentes, para lo cual es necesario el secado de sus hojas, de no ser sometidas a dicho proceso podrían resultar tóxicas. Además contiene propiedades que benefician enormemente al organismo, ya que es una fuente importante de antioxidantes y de minerales como potasio, hierro, fósforo, sodio, calcio y magnesio, además de ser un multivitamínico natural de vitaminas A, B1, B2, B3, B12 y C.

Algunas de sus propiedades son:

  • Ansiolítico.
  • Vasoconstrictor: el laurel ayuda a mejorar la circulación de la sangre, además de mejorar nuestro sistema nervioso, por lo que ayuda a tratar cefaleas y migrañas.
  • Es un potenciador del sistema inmunológico.

Todo ello entre otras que podríamos destacar.

Otra de las curiosidades a destacar es que en muchos lugares el laurel es un amuleto para la buena suerte.

La madera de laurel es muy dura y es empleada en Andalucía para trabajos de taracea y marquetería.