Este sitio web utiliza cookies para mejorar la experiencia del usuario. Estas cookies no almacenan información personal de los usuarios.

Cómo calentar y estirar antes y después de jugar al golf

Aunque parezca que el golf no es un deporte muy demandante físicamente, siempre puede surgir alguna lesión inesperada, sobre todo si no preparamos adecuadamente nuestro cuerpo para ejecutar los movimientos tan específicos necesarios para golpear la bola.

Un buen calentamiento y estiramiento previo a tu partida te evita cualquier contratiempo y lo creas o no, a la larga tu condición física general lo agradecerá.

¿Por qué calentar antes de jugar golf y estirar después de la jornada?

Las lesiones habituales en la práctica de golf suelen ser:

• Dolor articular y malestar en espalda, hombros y rodillas.

• Tendinitis (sobre todo en el codo) producida por la repetición en el golpeo.

• Síndrome del túnel carpiano: causa problemas en las manos, así como hormigueos y/o temblores.

Estas lesiones se producen en el golfista muchas veces por no realizar el calentamiento adecuado antes de jugar al golf poniendo las articulaciones bajo demanda física en frío.

En cambio otras se producen por la tensión excesiva tras terminar la práctica de golf, esta tensión se va acumulando y sin un estiramiento efectivo final, terminan por aparecer las lesiones.

Por todo ello es importantísimo calentar y estirar en cualquier práctica de golf.

Cómo calentar antes de jugar al golf

El calentamiento ideal para golfistas debe tener una duración aproximada de 15 minutos y emplearemos, sobre todo, ejercicios de movilidad articular, preparando todas las articulaciones del cuerpo para todo tipo de golpes.

Algunos ejercicios de calentamiento efectivos para golfistas:

• Efectuar giros de brazos adelante y atrás.

• Giros de cintura y rodillas.

• Cogiendo el palo por la cabeza y con los brazos extendidos giramos las muñecas.

• Manteniendo el palo por la cabeza efectuaremos el movimiento del swing sin golpear ninguna bola. Repetiremos este ejercicio unas 15 veces.

• Por último, golpear la bola comenzando por palos cortos hasta el driver.

Gracias a esto añadimos precisión y mejoraras tu puntería, unos pocos golpes previos pueden hacer que tu confianza crezca antes de iniciar la partida, prueba y seguro que no te arrepentirás.

Por otra parte también conviene añadir varios ejercicios de elasticidad, tanto de la parte inferior como superior del cuerpo.

Tras este calentamiento para jugar al golf y ya estas listo para comenzar.

Cómo estirar después de jugar al golf

Tras la jornada o el entrenamiento, tu cuerpo necesita relajarse y volver a la calma, para ello los estiramientos son la forma más eficaz de lograrlo.

Centraremos los ejercicios en hombros espalda y piernas, las partes del cuerpo generalmente más afectadas de lesiones en los golfistas.

• Coloca el codo debajo de la barbilla y estira el hombro, repite este estiramiento con el otro brazo.

• Con las piernas juntas, baja los brazos hasta tocas las puntas de los pies.

• Agarra la cabeza con una mano y con cuidado tira de ella hacia delante y hacia un lado y otro.

Estos son tres estiramientos básicos que debes realizar una vez terminada la partida o incluso mientras estás jugando, puede ayudar a relajar los músculos y que tu juego vuelva a mejorar.

Ya sea en el próximo torneo o en una práctica habitual en alguno de los campos de golf Mallorca, nunca dejes de calentar y estirar como es debido, tu cuerpo lo agradecerá y tu juego también.