Este sitio web utiliza cookies para mejorar la experiencia del usuario. Estas cookies no almacenan información personal de los usuarios.

Alcanada Golf renueva su compromiso con la calidad

Club de Golf Alcanada renueva la certificación de calidad UNE 188.001 por un año más a través de AENOR, la Asociación Española de Normalización y Certificación. Es una entidad privada sin fines lucrativos que se creó en 1986, cuya actividad contribuye a mejorar la calidad y competitividad de las empresas, sus productos y servicios.

¿En qué consiste la norma de calidad turística UNE 188.001?

Es una herramienta de gestión usada en España, específicamente entre la industria de servicios de golf. La implementación de este estándar y su consiguiente certificación constituye un elemento diferenciador que va más allá del servicio propio del establecimiento turístico, aportando un valor añadido a la entidad gestora, mejorando su imagen y competitividad.

Esta norma va dirigida tanto a campos de golf de 9 y 18 hoyos (y múltiplos de 9) como a pitch and put, y contempla tanto los servicios prestados por el mismo como sus instalaciones y equipamientos. Esta norma se aplica a todos los campos de golf independientemente del modelo de explotación: social, pay & play o mixto.

La “Q” es garantía de un servicio turístico de calidad y aporta prestigio, diferenciación, fiabilidad y rigurosidad. Tiene un gran impacto sobre la percepción de los consumidores y su- pone el reconocimiento por parte de las administraciones.

Esta herramienta de mejora a través del estándar UNE 188001 facilita el cumplimiento de la legislación aplicable, permite oportunidades de mejora a través de las auditorías anuales realizadas y presta especial atención a la accesibilidad y al respeto por el medio ambiente.

Evidentemente, la “Q” de calidad turística proporciona una gran variedad de ventajas para la compañía de golf. ¿Qué requisitos de calidad se deben reunir?

Se establecen los requisitos a cumplir en referencia al compromiso de la dirección, proceso de planificación, sistemas de gestión del campo de golf, proceso de gestión de los recursos, medición, análisis y me- jora continua, gestión ambiental y de la seguridad y comercialización. Además, tiene que cumplir con los requisitos de atención al cliente y gestión de información relacionados con el estado del campo. Otras áreas de consideración son: ventas, gestión del juego, servicios complementarios al juego, limpieza y mantenimiento, y diseño del campo.

Evidentemente, la “Q” de calidad turística no se obtiene fácilmente; se deben cumplir con los requisitos deseados para añadir este certificado de calidad a nuestro negocio.

Leer más aquí.